#pensamientosaleatorios

Mis sentimientos después de The Vampire diaries

Ya es oficial, The Vampire diaries ha terminado.

Acabo de ver el último capítulo y no se como sentirme. Llevo por lo menos cinco años siguiendo esta serie y aunque hubo momentos es los que se me hizo un poco aburrida y repetitiva, ahora que ha finalizado por completo estoy jodida. Bueno, realmente no, pero es muy raro.

Cuando llevas tanto tiempo viendo a unos personajes. Cuando te has metido en sus vidas y has reído y llorado con cada uno de ellos, decir adiós no es fácil. Puede que a alguien le parezca una tontería porque “solo” es una serie, pero para las personas que en cierto modo hemos crecido viéndola es mucho más.

De hecho, acabo de ver un vídeo en una cuenta de twitter que describe muy bien todo lo que esa serie significa.

https://twitter.com/PreviouslySerie/status/840354963482169345

Esta serie me ha hecho sentir muchísimas cosas. He llegado a querer a todos y cada uno de sus personajes (Damon y Katherine a la cabeza) y la verdad, es que pensar en que ya no voy a seguir viendo como siguen sus vidas es un palo muy fuerte. Además de que -SPOILER DEL ULTIMO CAPITULO– la muerte de todos ellos, incluidas las de Damon y Elena, me ha dejado un vacío. –FIN DEL SPOILER-. Lo jodido es que este tipo de series/libros/películas, me hacen pensar una y otra vez en que la vida cambia constantemente. Que a lo largo de nuestras vidas vamos a perder a mucha gente (ya sea porque mueran o porque simplemente tomemos caminos diferentes) y que nos guste o no, algún día todo se acabará. Lo que me lleva a que, a pesar de lo jodido que sea todo y de la mierda infinita que hay en este mundo, debemos disfrutar de cada segundo. Estaría bien llegar al final y poder decir “Y esta es mi vida. Rara, caótica, complicada, triste, maravillosa, increíble, y sobre todo, épica.”. Estaría bien poder llegar al final con una sonrisa en la cara pensando que tu vida ha sido maravillosa a pesar de todo lo malo que hayas podido pasar.

Si soy sincera, yo llevo toda mi vida jodida y después de que todo empeorara hace unos años, mi negatividad ha aumentado, y no me siento con ganas de seguir porque no le encuentro sentido a absolutamente nada. Pero -y aunque puede ser muy estúpido- ver este tipo de cosas, aunque sea es una serie de vampiros, me anima en cierto modo y me hace ver que no tengo porque rendirme tan fácilmente.

Así que, conclusión: La vida cambia constantemente y está claro que nos vamos a llevar muchos golpes, pero no por eso tenemos que rendirnos ni debemos quedarnos parados esperando que la vida pase sin más. Porque aunque pasen muchas cosas malas, aun tenemos la oportunidad de luchar, y la esperanza de que algún día todo mejorará.

Anuncios